Con derecho a roce

Cuando una mujer cambia de peinado… ¿a qué se debe?

No es solo por simple coquetería ni porque lo dicte la moda ya que la verdadera razón es mucho más sentimental. El motivo principal por el que una mujer decide cambiar su look es tras haber sufrido un desengaño amoroso.

La imagen de la mujer está intimamente ligada a su situación personal.

Una estrategia infalible para subir la autoestima, romper con el pasado y reinventarse. Al acabar una relación, se inicia una nueva etapa en la vida de la mujer y por lo general, se recomienda hacer cosas nuevas y abrirnos a nuevas experiencias. En este sentido, los cambios internos suelen reflejarse en el exterior.

[Relacionado: Miley Cyrus se corta la melena]

Cuando una mujer rompe con su pareja necesita sentirse guapa y diferente, quiere lucir mejor para gustarse a sí misma y agradar a los demás. Es un modo de alejar la frutración o la sensación de fracaso; y desde luego, ni por lo más remoto quiere que la vean derrotada. Al contrario, lo que quiere es transmitir fortaleza y seguridad, gritar al mundo: "Sí, mírame, estoy sola, ¡él se lo pierde!".

Es curioso que la otra razón que nos lleve directamente a la peluquería también tenga que ver con nuestro estado civil. ¡Exacto! Antes de pasar por el altar, más del noventa por ciento de las mujeres sienten la imperiosa necesidad de retocar su peinado. Y ocurre lo mismo cuando nos enamoramos, tenemos novio nuevo o un amante ocasional.

[Relacionado: Peinados para la playa, 15 looks contra viento y marea]

En realidad, esto se repite con cada cambio vital que experimentamos porque antes o después de ser madre casi todas tenemos que dar un repaso al cabello porque con toda probabilidad sufrirá las consecuencias de la revolución hormonal (rotura y caída). ¿Sueles cambiar de peinado a menudo? ¿Cuáles han sido tus motivos?