Salud y bienestar

El café, remedio contra el mal aliento

La halitosis se ha convertido en un tema de salud importante porque además de causarnos molestias bucales, afecta a la vida social y profesional de gran parte de la población. Se produce por un aumento en la composición de sustancias sulfuradas del aire, expulsado por la nariz y la boca.

Beber café no perjudica la salud.

Seguro que muchos pensáis que existe una clara asociación entre la halitosis y el hecho de tomar café, té, alcohol y sobretodo, tabaco. Sin embargo, científicos de la Universidad Tel Aviv acaban de demostrar que, lejos de causar mal aliento, el extracto de  café puede inhibir el desarrollo de las bacterias de la boca que  originan la halitosis.

"Todo el mundo piensa que el café causa mal aliento, y con frecuencia es cierto porque el café, que tiene un efecto deshidratante en la boca, cuando se mezcla con leche puede fermentar dando lugar a sustancias malolientes", explica el microbiólogo y coautor del estudio Mel Rosenberg. Pero para sorpresa del propio Rosenberg, sus últimos experimentos revelan que el extracto puro de café puede tener justamente el efecto contrario, inhibiendo el crecimiento de las bacterias que generan la halitosis.

[Relacionado: Disfruta de la Eurocopa... sin sufrir un infarto]

Anteriormente, el Departamento de Microbiología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Tel Aviv, presentó en la Conferencia Internacional Breath 2009 de Alemania, un análisis in vitro con saliva que demostró cómo el consumo de café reduce la concentración de compuestos sulfúricos volátiles en la saliva.

Tras el descubrimiento, Rosenberg ha propuesto crear nuevos enjuagues bucales y chicles con extracto purificado de café que combatan el origen del mal aliento, en lugar de enmascarar el olor como hacen los actuales productos mentolados.

[Relacionado: No necesitamos beber dos litros de agua al día]

Por otra parte, hay que resaltar que la halitosis puede deberse a distintas causas como la sequedad de boca, hablar mucho, estar estresado o tomar algunos fármacos como ansioliticos, antihipertensivos o antibioticos. También guarda relación con las dietas altas en proteínas o que incluyen sustancias olorosas como ajo, cebolla o especias. Las personas con problemas de encías o periodontitis se ven afectadas también por este problema, debido a que las bacterias presentes producen los gases desagradables. Además, la halitosis puede darse en personas que tienen infecciones de riñón, pulmón, amígdalas o son diabéticos. ¿Has tenido este problema alguna vez?, ¿cómo lo has combatido?

También os puede interesar: