Salud y bienestar

Las partes del cuerpo más inútiles

Como resultado de una evolución de miles de años, el hombre ha ido perdiendo todas aquellas características primitivas que ya no le servían. Sin embargo, algunas de ellas persisten, tal como recoge un artículo publicado en abc.es

La cabeza tiene casi el 60 por ciento de los músculos del cuerpo, entre ellos, el músculo risorio.

1. Muelas del juicio: Si tenemos en cuenta la alimetación de hoy en día, resultan inservibles. Sólo el 5 por ciento de la población mantiene los cuatro cordales en perfecto estado.

2. Músculos extrínsecos del pabellón auricular: Permiten a algunas personas mover sus orejas.

[Relacionado: Las siete alergias más raras]

3. Órgano vomeronasal: Está asociado a la detección de las feromonas.

4. Costilla del cuello: Pequeño conjunto de costillas heredadas de los reptiles y que poseen menos del 1 por ciento de la población en su cuello.

5. Tercer párpado: Las aves y los mamíferos tenían una membrana especial para proteger el ojo, los humanos lo conservamos pero solo como un pequeño pliegue en la esquina del ojo.

6. Punto de Darwin: Piel pegada en la parte superior de cada oreja.

[Relacionado: Los peligros de llevar chanclas]

7. Músculo subclavio: Este pequeño músculo situado debajo del hombro, que va desde la primera costilla hasta la clavícula, podría ser útil si los humanos aún camináramos en cuatro patas.

8. Músculo palmar: Recorre el codo hasta la muñeca y ya no existe en el 11 por ciento de los humanos.

9. Pezones masculinos: En los animales la función principal es amamantar a las crías, en los humanos también. Pero la lactancia en los hombres es inviable porque sus conductos lactíferos no se desarrollan.

10. Músculo de la piel de gallina: Son fibras musculares lisas que permiten a los animales erizar su pelaje, los humanos tenemos esa habilidad (se nos pone el vello de punta) pero hemos perdido gran cantidad de pelo.

11. Apéndice: Según algunas teorías puede funcionar como reserva de flora intestinal para ayudar en digestiones problemáticas.

12. Vello corporal: Las cejas sirven para evitar que el sudor caiga en los ojos y la barba para servir en la selección sexual, pero la mayor parte del pelo restante no tiene función.

13. Músculo plantar: Servía para agarrar objetos con los pies, en las primeras evoluciones del hombre.

14. Decimotercera costilla: La mayoría de los humanos tenemos 12 costillas, pero un 8 por ciento de la población tiene un par más.

15. Útero masculino: Existe dentro de la próstata pero es una glándula reproductiva no desarrollada.

16. Los dedos del pie (excepto el pulgar): El ser humano sólo utiliza el dedo gordo del pie para mantener el equilibrio.

17. Cóccix: Nuestros ancestros homínidos perdieron la cola antes de empezar a caminar.

[Relacionado: La mejor bebida para hidratarse]

18. Senos paranasales: Nadie sabe por qué retenemos estas cavidades asociadas a la mucosidad, salvo quizás para aligerar el peso de la cabeza y calentar y humedecer el aire que respiramos.

19. Vaso deferente femenino: Lo que podría haberse convertido en conductos seminales en los machos, se convierten en paraovarios en las hembras.

20. Músculo piramidal: El 20 por ciento carecemos de ese triangulo similar a un marsupio que se une al hueso púbico.

Fuente: ABC.es