Soy Fashion Victim

Beyoncé, espectacular de Alexander McQueen en las Naciones Unidas

La diva de ébano escogió uno de sus mejores modelitos para visitar nada menos que la sede de las Naciones Unidas. Sonriente, elegante y con aire de mujer de negocios totalmente independiente y con personalidad, la cantante enamoró con su outfit.

Beyoncé lució un refinado tono marfil

Beyoncé visitó las Naciones Unidas por "I was Here", un vídeo solidario que ha realizado,  para celebrar el Día Mundial Humanitario. Tras este gesto de solidaridad por su parte, la artista se apareció vestida de Alexander McQueen en un modelo minimalista con un exquisito diseño monocromático.

[Relacionado: Los looks olímpicos de Kate Middleton]

El vestido color marfil resaltaba el tostado color de su piel iluminándole el rostro de un modo muy favorecedor. El modelito de diseño cuesta la friolera de 1.950€ y, aunque aparentemente parece un traje de dos piezas, es un vestido de pieza única.

El diseño es de Alexander McQueen

El diseño cuenta con un elegante escote acabado en pico que insinúa sin enseñar demasiado y unas glamourosas y originales mangas de corte campana. La simetría de las hombreras sobresaliendo por el lateral de las mangas así como la textura vaporosa de las mismas, que sólo termina ciñéndose a las muñecas de Beyoncé, hacen de este modelo la elección ideal para tan señalado compromiso.

[Relacionado: Irina Shayk y su nuevo bikini son como 'Agua Bendita']

La parte inferior del vestido es completamente ceñida desde debajo del pecho hasta desembocar en una falda de tuvo de lo más sofisticada que cuenta, además, con un corte delantero que rompe el cromatismo mezclando la piel oscura de la diva con el color marfil de la prenda.

Combinó con un recogido y maquillaje natural

Beyoncé combinó ambas tonalidades con unos peep toes ideales. De punta triangular corta, dejando al descubierto sus dedos y de tacón de aguja, los zapatos mezclaban el color marfil en su parte inferior, con un color tierra más similar a su piel en la parte superior.

[Relacionado: Cazadora denim, un básico atemporal]

La cantante terminó su outift con un recogido completo a media altura que dejaba caer su cola en tono cobrizo a modo de enorme tirabuzón. Este peinado nos deleitó despejando su rostro casi libre de maquillaje. En definitiva, Beyoncé acertó apostando por McQueen y su vestido Belle Sleve en tono marfil combinó a la perfección sus zapatos y puso la lazada final con un peinado y maquillaje minimal y muy natural, ¿a vosotros qué os pareció su look?

También os puede interesar: