Soy Fashion Victim

Irina Shayk, irresistible para Agua Bendita

Como cada año tras las Navidades nos llega el calor del verano desde el otro lado del charco, y es que un año más la sensual modelo Irina Shayk protagoniza la nueva campaña de bikini de la marca Agua Bendita.

Irina es la imagen de Agua Bendita.

Bendita es la compañía que nos permite disfrutar de esta espléndida mujer de cuerpo perfecto y mirada felina. La marca colombiana es experta en el diseño de todo tipo de ropa y complementos de baño, y bien saben que la piel morena y los rasgos exóticos de Irina, aun siendo rusa, funcionan a la perfección verano tras verano.

El trikini colorista es casi un sello de la marca.

Las fotos suben la temperatura. En un ambiente selvático, playero y veraniego, la diva muestra sus encantos en la primera imagen en un insinuante bikini negro de dos piezas cuya parte superior tapa lo justo para no enseñar sus pezones. Compuesto de un chaleco de lentejuelas doradas y una ‘mil cadenas’ plateada, la prenda deja poco a la imaginación y sube todavía más la temperatura del cálido clima.

Las fotos fueron tomadas en Puerto Escondido (México), en unas playas con unos atardeceres de infarto que impregnan a Shayk de un tono anaranjado bronce que corta la respiración. En la segunda instantánea, con un trikini multicolor (muy característico de la firma) Irina posa con el pelo mojado y unos labios entreabiertos más que insinuantes. La pieza es de escote en uve sin aro y se une a la braguita por una franja central decorada en tonos flúor y con varias tiras que envuelven el abdomen de la modelo uniendo la prenda a la espalda.

Bikini nude con lentejuelas

Pero Agua Bendita también tiene bikinis menos atrevidos y de colores más sobrios, para todo tipo de mujer. El blanco, el negro y el nude están presentes en su colección, eso sí, siempre acompañados de adornos como lentejuelas o algún tipo de brillo que marque la diferencia respecto a un bikini totalmente liso.

Irina es pura sensualidad

Cada temporada veraniega, la firma colombiana nos deleita con sus diseños coloristas que representan la vitalidad pero a su vez la sensualidad y, ¿qué mejor modelo que Irina para dicho cometido? Desde luego, a sensual no le gana ninguna.