Tendencias en Yahoo

Lizzie Velasquez, una mujer sin complejos

Lizzie Velasquez nació con una enfermedad tan rara que tan sólo la tienen dos personas más en el mundo. A raiz de ella, su cuerpo no puede general músculo, carece de defensas y tampoco gana peso (solo pesa 27 kilos). Este problema de nacimiento que aún no ha sido diagnosticado, la llevó a ser bautizada en un vídeo de YouTube que ya ha sido borrado como "La mujer más fea del mundo".

Lizzie Velasquez posa junto al cartel promocional de su libro. Foto: www.aboutlizzie.com/

En vez de hundirse por algunos comentarios en Internet que la llamaron "cosa" y "monstruo", ella encajó las burlas y se hizo más fuerte. Tanto que después de graduarse, ha formado una familia,  da charlas de motivación y hasta ha publicado dos libros: Lizzie Beautiful (2010) y, recientemente,  Be Beautiful, Be you.

[Relacionado: La niña con el rostro deforme, se abre paso en la vida]

A sus 23 años de edad, Lizzie ha dado más de 200  charlas  en las que ha covertido su problema en un referente para otras personas. "En vez de sentarme y ver como otras personas me judgan por mi aspecto, prefiero levantarme y presentarme: Hola, soy Lizzie. Quizás vosotros deberíais sentaros y empezar a aprender". Esto fue lo que comentó orgullosa en una entrevista en la CNN.

Velasquez nació de forma prematura en Texas (donde ahora vive con su mejor amiga), con solo 1 kilo de peso. "Los médicos nos dijeron que no sabían como ella había podido sobrevivir", declaró su madre al Daily Mail. Además, les advirtieron que nunca hablaría ni andaría, cosa que nunca suceció.  Debido a su reducido tamaño al nacer, sus padres tuvieron que comprar ropa para muñecas porque la de bebé era demasiado grande para ella.

[Relacionado: Mujeres que no tienen miedo de mostrar su cuerpo tras el embarazo]

A pesar de su delgadez, Lizzie no tiene problemas en sus órganos internos, cerebro y huesos. Sin embargo, como su cuerpo está sin defensas, debe comer cada 15 o 20 minutos durante el día. Por otra parte, hay que resaltar que a los 4 años, dejó de ver por uno de sus ojos por lo que desde ese momento su visión es del 50 por ciento.

"Algunos días de mi vida no tienen sentido. Intento hacer lo que puedo y pedir ayuda y rezar para todo lo demás", escribió en Be Beautiful, Be You. Para terminar, en una entrevista en el show del Dr. Drew, nos volvió a demostrar su gran esprítu de superación: "Me siento muy afortunada de no parecerme a esas celebrities tan guapas ya que así, permite a las personas la oportunidad de conocerte de verdad".