El boom de la cirugía estética genital

En el año 2012 aumentó un 50% la demanda de cirugía vaginal, sobre todo estética porque lo que se hacía hasta ahora era cirugía funcional. Descubre las posibilidades estéticas que este tipo de cirugía también te brinda.

El boom de la cirugía estética genital

Hasta ahora la cirugía estética genital resolvía una incontinencia urinaria, un prolapso vaginal o una pérdida del tono muscular por haber tenido varios partos. Pero, lo que se demanda actualmente es que te estrechen la vagina, reduzcan el tamaño del clítoris, recorten la vulva, repongan el vello púbico, y hasta te aumenten el placer engordando el punto G con implantes. “Hasta hace cinco años las clínicas de medicina estética apenas teníamos demanda de este tipo, sin embargo ha habido un aumento muy importante que tiene ver con la inquietud de nuestra sociedad por mantener un aspecto de belleza integral”, asegura el médico estético Jaime Tufet (www.clinicatufet.com). De hecho, se están creando unidades exclusivamente de cirugía plástica y reparadora genital femenina. “He visto pacientes que simplemente quieren ponerse pantalones muy ajustados, prevenir la foliculitis o evitar el dolor en el acto sexual”, añade el Dr. Tufet (Barcelona, tel. 934 59 03 44).

Las intervenciones, una a una
¿Qué es lo que más se solicita? El 80% de las consultas son por labioplastias, reductoras o de aumento, y rejuvenecimiento vaginal. Y el 20% restante por repoblación de vello púbico. La himenoplastia, aunque es todavía anecdótica, está experimentando un aumento con la llegada de inmigrantes, que practican religiones fundamentalistas.

Labioplastia reductora
En qué consiste. Se trata de reducir el tamaño de los labios menores recortando todo lo que sobra. Los puntos que se dan son reabsorbibles. Se realiza con anestesia local en 30 ó 40 minutos.
Su mayor ventaja. “Soluciona lasrelaciones dolorosas por tener el labio menor demasiado grande e introducirse éste dentro de la vagina con la penetración, así como otros problemas como la incomodidad o molestia con determinada ropa o incluso con la ropa interior y facilita la higiene de la zona”, asegura la cirujana plástica Shirin Zarbakhsh (www.zaryzar.com).
Precio. Entre1.800-2500 €

Labioplastia de aumento
En qué consiste.Es un rejuvenecimiento vulvar que se consigue extrayendo grasa de donde te sobra –muslo interno o abdomen-,e infiltrándolaen los labios mayores o en la zona perineal –del ano a la vagina- para aumentar su tamaño. Se realiza en 40 minutos, con anestesia local.
Su mayor ventaja.Rejuvenece y equilibra la zona estéticamente. “Los labios mayores con el paso del tiempo se vacían y descuelgan, esta técnica permite dar un aspecto más joven a la zona y aportar turgencia a los labios”, asegura la Dra. Zarbakhsh.
Precio. Entre2.000- 2500 €

Clitoroplastia
En qué consiste.Se trata de reducir el tamaño del capuchón del clítoris cuando éste sobresale demasiado. Se corrige quitando parte del capuchón que lo recubre y en ocasiones recolocándolo. Se realiza en 30 minutos con anestesia local. Los puntos son reabsorbibles.

Su mayor ventaja.“Puede multiplicar la sensibilidad por 1.000 y disfrutas más de las relaciones sexuales”, apunta la experta.
Precio.Entre 1.800-2500 €

Repoblación de vello
En qué consiste. Se trata de autotrasplantar vello de la parte baja de la nuca, que es donde crece más fino y lento, y tiene una longitud final menor, al monte de venus. Se realiza con anestesia local yel vello injertado prende en un porcentaje muy alto.
Su mayor ventaja. Es puramente estética, consigues rejuvenecer la zona.
Precio. Entre 3.800 y 5.000 €.

Rejuvenecimiento vaginal
En qué consiste. “Lo solicitan mujeres de 50 años con 2 ó 3 partos, cuando el perineo –zona posterior de la vagina- está deteriorado y desgarrado por los alumbramientos y cortes realizados en estos –episiotomía-“, apunta la doctora.Consisteen abrir la zona y estrechar el canal vaginal uniendo los músculos con puntos de sutura reabsorbibles. Supone una hora de quirófano y se realiza con anestesia localy sedación o anestesia raquídea.
Su mayor ventaja. El reestablecimiento del tono muscular, la elasticidad y el control de la vagina supone una mejoría en las relaciones sexuales.
Precio. Entre3.000 y 5.500 €

Himenoplastia
En qué consiste. Sesuelepracticarpor cuestiones culturales y religiosas. El himen se reconstruye para recuperar el efecto de virginidad. Si existen restos de esta membrana se intentan coser, sino se abre una porción a cada lado de las paredes internas de la vagina, para superponerlas y suturarlas. Se realiza con anestesia local.
Su mayor ventaja. Recupera el efecto de virginidad.
Precio. Entre 2.000 y2.500 €.
¿Dónde?Zar & Zar (Madrid, tel. 918 70 98 38).Clínica Tufet (Barcelona, tel. 934 59 03 44).

Más información:
Consejos para una depilación perfecta.
Fitness sobre tacones.